Crítica del episodio 4×05 de Game of Thrones (para novatos)

Season-4-Episode-5-First-of-His-Name-game-of-thrones-37035855-1920-1080Traducción de la crítica de Alan Sepinwall de “First of His Name” (“El Primero de su Nombre”), el quinto episodio de la 4ª temporada de Game of Thrones. El artículo NO contiene spoilers de los libros de Canción de Hielo y Fuego, porque su autor no los ha leído, así que aquellos que tampoco hayan leído las novelas o aún no hayan terminado de leer Tormenta de Espadas pueden leerlo sin spoilearse.

[ADVERTENCIA: SPOILERS DEL EPISODIO 4×05 DE GoT A CONTINUACIÓN]

“Si conoces tus fortalezas y las usas con sabiduría, un hombre puede valer lo mismo que 10.000” — Meñique.

“El Primero de su Nombre” comienza con una tarea completada, cuando Tommen es coronado nuevo rey de Poniente, y termina con otra, cuando Jon Nieve y sus amigos matan a todos los cambiacapas y queman el Torreón de Craster hasta sus cimientos. Pero es un episodio que nos trae hasta la mitad de la 4ª temporada, y debido a eso, presenta principalmente a personajes que reconocen que sus trabajos están lejos de haber terminado y que ellos —muchos de los cuales son figuras inadaptadas, rechazadas o ignoradas que ahora juegan un papel importante en el futuro de la historia y en el mundo en que esta tiene lugar— necesitan descubrir cuáles son sus respectivas fortalezas y cómo pueden aplicarlas para resolver los problemas que se les presentan.

Arya, por ejemplo, todavía tiene su lista de personas a las que planea matar, y se entretiene practicando a orillas del río los movimientos que Syrio le enseñó. Pero el Perro se ríe de sus “pasos de baile”, y le da un veloz y brutal recordatorio de que no es tan talentosa como cree, o al menos como puede llegar a serlo tratándose de una persona muy pequeña con una espada muy corta (si ella hubiera estado portando una espada de acero valyrio —y fuera capaz de levantarla con fuerza suficiente para usarla de arma— quizá ya podría haberlo borrado de su lista).

El momento triunfal de Dany en Meereen es muy efímero, ya que recibe la noticia de que las otras ciudades liberadas por ella en la Bahía de los Esclavos han vuelto a caer en manos de los esclavistas y de otros déspotas sin la presencia de Dany, su ejército y sus dragones para proteger a los esclavos liberados. Con un enorme ejército, y una flota lo bastante grande para transportarlos a Desembarco del Rey, sería muy fácil para ella abandonar a los pueblos de Essos y dedicarse a sus asuntos —y sería fácil que eso diera la impresión que Dany está retrasando su inevitable regreso a Poniente hasta que el resto de la historia esté listo para que ella lo haga—, pero sabemos que es sincera en su deseo de liberar a estas personas y mantenerlas libres. Sus viajes a lo largo del continente pueden haber comenzado como un medio para alcanzar un fin (lo cual al principio era en verdad el objetivo de su hermano), pero se convirtieron en algo más cuando ella tuvo la oportunidad de conocer a los esclavos y esclavistas de Astapor. Ha habido momentos de la última temporada y lo que va de la actual en los que su rutina de Rompedora de Cadenas ha parecido arrogante, pero en última instancia la generosidad de Dany hacia personas que pueden darle una ayuda mínima o nula para cumplir sus metas de largo plazo es lo que la diferencia de los demás líderes de la serie, inspira a hombres como Jorah y Barristan a combatir a su lado, y podría convertirla en una alternativa excelente para los dirigentes de Poniente que desean abandonar la nave de los Lannister, cuando llegue el momento en que finalmente lleve a su armada al otro lado del Mar Angosto.

Hablando de los Lannister, vemos por primera vez en mucho tiempo señales de vulnerabilidad de parte de Tywin, cuando admite a Cersei lo endeudada que está la familia con el Banco de Hierro. Y Cersei es lo suficientemente capaz de dejar de lado su profundo y duradero desprecio por Margaery para reconocer que el joven y dulce Tommen necesitará al menos a dos mujeres fuertes a su lado, por el momento. Su visita a Oberyn Martell, por su parte, es un recordatorio de la hija a la que Tyrion envió lejos cuando fue Mano del Rey, pero es también una manera sencilla de establecer un vínculo e influenciar a uno de los tres hombres que serán jueces en el juicio a su hermano. Cuando su poder era absoluto, Cersei no tenía que recurrir a estas estratagemas, pero los tiempos cambian, y ella ha sido capaz de cambiar con ellos.

Y lo más interesante es que descubrimos que uno de los primeros crímenes por los que sospechamos de Cersei y su hermano no fue cometido por ellos, cuando Meñique y Sansa finalmente llegan al Nido de Águila para un reencuentro predeciblemente incómodo con Lysa Arryn y Robin, quien sigue unido al pecho de su querida madre. Aunque es capaz de breves estallidos de calidez y aparente racionalidad, Lysa está tan loca y paranoica como siempre, convencida de que Meñique ha desvirgado a Sansa y asegurándose de tener un sacerdote listo para casarlos al momento de su llegada. Y durante su conversación nos enteramos que no fueron los incestuosos hermanos Lannister —poniendo en marcha la trama de la serie entera— sino Meñique. ¿Lo hizo para desestabilizar al reino, como Varys siempre sospechó que quería hacer? ¿Lo hizo como parte de un plan al estilo Rube Goldberg para separar a Lady Catelyn de su valiente aunque estúpido esposo y casarse con ella? ¿O simplemente había aceptado que Cat nunca sería suya, pero que al menos podría contentarse con su hermana loca y su fortaleza impenetrable? Cualquiera fuese su motivación, la revelación me hace querer revisar las interacciones que tuvo Ned con Jaime, Cersei y Meñique en la 1ª temporada, y me impresiona que la serie se guardara ese secreto tan herméticamente durante tanto tiempo. Meñique conserva su don para manipular a toda clase de gente, pero veremos si puede seguir manejando a la desquiciada con la que acaba de casarse.

Brienne y Podrick no hacen mucho esta semana aparte de dirigirse hacia el norte, pero esto le da una oportunidad a nuestra señora caballero para evaluar la capacidad de su escudero. Y si bien Pod carece de muchas de las habilidades que le vendrían bien para una larga aventura al aire libre como esta, al menos puede impresionarla con su relato discreto y modesto de su hazaña heroica en la batalla del Aguasnegras. Estando Tyrion encarcelado, Podrick necesita un jefe que pueda apreciarlo, y fue bueno ver el comienzo de esa clase de relación cuando ella finalmente le permitió ayudarla a quitarse su nueva y lujosa armadura.

Finalmente dos de los tres hijos supervivientes de Ned Stark convergen en el Torreón de Craster —aunque solo uno de ellos está al tanto de eso (y la angustia de Bran debido a tratarse de la que quizá sea la última oportunidad de ver a su hermano estuvo bien interpretada por Isaac Hempstead Wright)—, y ambos pueden demostrar sus habilidades únicas. Aunque Karl se burla de las habilidades de combate que Jon Nieve aprendió de Ned (de manera similar a como el Perro previamente se burló de las enseñanzas de Syrio a Arya), Jon es muy bueno en lo que hace, y con un poco de ayuda de una de las hijas de Craster, es capaz de obtener el triunfo y atravesar la boca del violador cambiacapas con su espada. Aún más satisfactorio —y no solo porque yo pedí que ocurriera casi exactamente esto en la crítica del episodio anterior— fue ver a Bran usando sus poderes de warg para poseer a Hodor, convirtiendo al pacífico gigante en uno violento, capaz de romper sus cadenas y quebrarle el cuello a Locke con sus propias manos. En cierto nivel, debería sentirme incómodo con lo frecuente que es que la serie me haga celebrar las muertes brutales de ciertos personajes. Por otro lado, Locke era un muy mal tipo (recordemos que le cortó la mano a Jaime, intentó violar a Brienne y más tarde la arrojó al pozo con un oso), y no quería ver a Bran caer en las manos de ningún miembro de la familia Bolton, así que estuve alentando su asesinato a manos de Hodor.

La mitad de cualquier temporada de GoT es un momento clave, pues se hacen malabarismos con tantas historias, muchas de las cuales puede que apenas avancen a lo largo de la temporada entera, muchas otras pueden cambiar enormemente o (si el personaje muere) concluir por completo. Pero ha sido una primera mitad muy fuerte, no solo con el gran evento que fue el asesinato de Joffrey, sino simplemente con el reparto de escenas entre los personajes, que nos ha dado un montón de Brienne, Arya y Tywin, y el mínimo imprescindible de Stannis, Ramsay Nieve y algunos otros de los más débiles (me gustaría ver más a Varys, pero no se puede tener todo en una serie tan superpoblada). Estoy muy ansioso de ver qué viene a continuación.

Otras reflexiones:

  • Parece que la serie se va a atener a la misma secuencia de créditos del comienzo durante la mayoría o todas sus temporadas, ya que seguimos haciendo una parada en Rocadragón y el Fuerte Terror aún cuando no hay escenas que tengan lugar allí (y no tengo ningún apuro para volver a ver ninguno de esos dos lugares ni a las personas que viven allí), y tampoco muestran al Nido de Águilas pese a que Sansa y Meñique llegaron al Valle.
  • Tiene sentido que Brienne, al igual que Locke, piense en buscar a un niño Stark perdido visitando a Jon Nieve en el Castillo Negro, pero me entristecería que no cruzara caminos con el Perro y Arya.
  • Este es el segundo episodio seguido dirigido por Michelle MacLaren, y creo que es el último de esta temporada, y nuevamente hace cosas maravillosas, en especial en la larga escena final de acción en el Torreón de Craster. Las escenas de acción nocturnas y caóticas como esta sin difíciles de filmar de manera coherente, pero las partes a las que debíamos prestar atención —como el duelo de Jon con Karl o el lobo huargo de Jon saltando para devorar al último cambiacapas— se desarrollaron muy bien. Espero que la serie la mantenga como una de sus directoras habituales durante las próximas 2 temporadas (suponiendo, claro está, que ningún productor de cine sea lo bastante listo para tentarla para dirigir una película propia próximamente).
Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: